Frente Ciudadano en Hidalgo: un peligroso experimento

La unión del PAN, el PRD y MC en un frente para contender en los siguientes comicios parece un ejercicio que podría funcionar a escala nacional por diferentes razones; sin embargo, a nivel local el experimento parece poco favorecedor. Veamos por qué.

Movimiento Ciudadano en Hidalgo es un partido cuyo control se encuentra a cargo del Grupo Universidad, que actualmente lucha para evitar que se transparenten sus ingresos a través de diferentes empresas de las que es dueño.

En lo que respecta a su capital político, es pobre: los de la Universidad han intentado postular a candidatos en reiteradas ocasiones, obteniendo únicamente las diputaciones por vía plurinominal, mientras que el partido naranja no cuenta con grupos políticos suficientemente fuertes para contender en escenarios municipales y menos podría hacerlo a nivel de distritos locales o federales.

También debemos recordar que Damián Sosa ha sido militante del PAN y con su salida generó fracturas al interior de ese partido, razón por la cual el distanciamiento con el dirigente estatal albiazul es marcado y probablemente sea motivo de falta de acuerdos entre las dos fuerzas políticas.

En Acción Nacional se vive un fraccionamiento triple, ya que existe un grupo que apoya a Margarita Zavala, uno más al Frente Ciudadano a nivel nacional (aún sin candidato o candidata) y ha surgido otro que apoya al precandidato priista; mientras en el plano estatal las peleas no se han hecho esperar y sus actores tienen poca interacción.

El PAN es el partido con la clase política de mayor edad que, parece, ha generado derechos vitalicios sobre sus liderazgos, pues poco se ha preocupado por fomentar cuadros jóvenes que pudieran ser más competitivos en elecciones, el único caso es el de Paola Ludlow, quien por el historial de su familia ve diezmadas sus posibilidades de triunfo, aunque en un futuro y con méritos propios podría brindar una propuesta que capte los votos.

Por su parte, el PRD vive en medio de una pugna entre Isidro Pedraza y José Guadarrama, personajes que trabajan de la misma forma con vastos recursos para ganar espacios, aunque el primero puso especial interés en el distrito federal de Actopan, con presencia en seccionales específicas, lo que se entiende cuando se analiza que el sol azteca en Hidalgo también apuesta a las nominaciones plurinominales, pues sus candidatos también les aguantan hasta 3 o 4 elecciones.

Los tres partidos políticos cuentan con presidentes o presidentas municipales que a un año y medio de gestión ya generaron desaprobación ciudadana, por lo que el hecho de que ahora se reúnan para pedir recursos hace pensar en que piden un pago por su intención de voto.

Difícilmente podrán realizar un ejercicio de acuerdos, y difícilmente lograrán que las tres fuerzas trabajen en pos de los mismos candidatos. En Hidalgo se augura una pelea entre PAN, PRD y MC que dará mucho de qué hablar.

Compártelo:Share on FacebookTweet about this on Twitter
Visto: 172 veces


Video-opiniones


Artículos de opinión