Familia solidaria

Hoy se exhibe en el Teatro Guillermo Romo del Vivar, Un asunto de familia, la más reciente cinta del director japonés Hirokasu Kore-Eda que obtuvo La Palma de Oro en el Festival de Cannes.

Este realizador se ha convertido en el referente del cine japonés en las Muestras Internacionales de Cine, gracias a filmes como Nuestra Pequeña hermana, Después de la tormenta y El tercer asesinato.

Basada en un guión del propio realizador nacido en Tokio en 1962, la cinta narra la historia de la pequeña Juri (Miyu Sasaki), quien descuidada por sus padres, vaga por la calle, hasta que es rescatada por Osamu (Lily Franky), un humilde albañil, que tiene que robar para completar el gasto de su numerosa familia.

Lo curioso del asunto es que solamente su esposa Nobuyo (Sakura Ando) es su verdadera pariente: el resto de ellos simplemente se han reunido por conveniencia en el hogar de una anciana jubilada.

Sin embargo, hay entre ellos una solidaridad familiar que no existe entre verdaderos parientes.

Al ser detenido por la policía, Osamu confiesa ingenuamente que ha enseñado a robar al pequeño Shota, que quiere que lo llame padre, “porque es lo único que sabe hacer”.

Hasta entonces nos enteraremos que la pareja ha asesinado “en defensa propia”, al marido de Nobuya, y que incapaces de tener hijos, se los han robado.

Kore-Eda no condena a sus personajes, sino que los comprende, y hasta se podría decir que los justifica.

Manbiki Kazoku resulta pues un conmovedor y entrañable filme que es sin duda de lo mejor de la Muestra, por lo que no hay que perdérsela.

Autor: Jorge Carrasco V.

Egresado de la Facultad de Ciencias Políticas de la UNAM. Periodista activo desde 1981 en diversos medios. Especialista en temas internacionales, deportes y espectáculos. Autor de biografías sobre Pedro Infante y Joaquín Pardavé de Editorial Tomo.

Right Menu Icon