La democracia y la fragilidad del voto

De cara a la jornada electoral que renovará la gubernatura de Hidalgo, la ciudadanía deberá luchar contra el fantasma del abstencionismo y tener presente que su voto significa la posibilidad real del cambio que tanto anhela.

En un momento de redefinición política en Hidalgo de cara a la sucesión 2022, nuevamente se asoma el fantasma del abstencionismo, que invade a la ciudadanía cuando su conciencia cívica pasa a segundo plano en su vida cotidiana.

Por décadas en México, el abstencionismo ha sido el indicador de que la clase política no ha concretado los anhelos de justicia social que implican lo mismo la generación de oportunidades que la estabilidad de las expectativas de la sociedad sobre el proyecto de gobierno que se debe construir.

Sin duda, una sociedad organizada y participativa sabe que el sufragio no es el único instrumento de democracia directa, pero sí el que refrendará el tipo de gobierno que la ciudadanía considera como idóneo para concretar sus aspiraciones; condición que no vuelve una discusión menor el peso que tiene el sufragio para dirimir el proyecto de gobierno.

En este sentido, el voto debe ser programático, es decir, producto de la reflexión sobre las propuestas y programa de gobierno que perfilan los partidos y sus candidatos para ascender al poder del Estado, por lo que el interés de la ciudadanía debe ir en consonancia con el conocimiento de los programas políticos, esto es indispensable para entender los alcances que pretenden partidos y candidatos.

En esta tesitura, la cultura política como elemento de comprensión-acción de una sociedad de la tarea pública debe ser el paso deliberante que permita trascender a las condiciones mediáticas que suelen contener propósitos de lobbies de interés, porque la imagen no puede suplir al aprendizaje político de una sociedad.

Es este el vector que hace que una sociedad haga de la cognición política su mejor aliado, para que la sombra de la ignorancia social no vuelva un nudo ciego el ejercicio de gobierno y le permita a esa sociedad controlar la toma de decisiones de la clase política.

La ciudadanía en Hidalgo, como nunca antes en su historia, debe hacer del voto el instrumento de cambio social que le permita trazar el camino hacia la dignidad, entereza y participación activa en la construcción del ejercicio de la tarea pública; de lo contrario, las gotas amargas se volverán a repetir.

Consultoría política: barra_carlos@hotmail.com. Suscríbete a mi canal de YouTube: “Ciudadanía de Kristal”.

Autor: Carlos Barra Moulain

Carlos Barra Moulain es Dr. en Filosofía Política, su ciudad natal es Santiago de Chile, encuentra en el horizonte social su mejor encuentro con la historia y hace de las calles el espacio de interacción humana que le permite elevar su conciencia pensando que la conciencia nos ha sido legada por los otros.


ARCHIVADO EN:
, , , ,



Right Menu Icon