La recesión no despeina al presidente

TODO BIEN EN LAS ALTURAS. Aunque los mexicanos ya perciben que no todo está bien, como dicen los de la 4T, el presidente sigue contando con la mayor aprobación en la historia de México. La venda en los ojos es oficial.

El 0.1% es el fondo del barril de la economía mexicana que, de acuerdo al INEGI, cierra el primer semestre de 2019, año infame que no es mejor en los números en su segunda parte. Sin embargo, pese al dramatismo de las cifras económicas de nulidad de crecimiento, el presidente López Obrador ni se despeina, por lo que nuevamente caemos en la sórdida retórica de que él tiene otros números, o bien, de que los que estén nerviosos se tomen una tacita de té de tila, para que controlen ese nerviosismo de mierda.

Recesión o no, hasta ahora el agua no le llega al cuello al gobierno y el efecto de “disociación social”, donde los ciudadanos apoyan casi incondicionalmente al presidente y hacen caso omiso de las cifras y realidades, quiere decir que estamos viviendo un suceso sociológico inédito en la historia nacional, donde el efecto peje es digno de ser analizado.

Entre peras y perones, ya fue publicado el libro de “economía moral” del presidente, que no parece que se habrá de convertir en un best seller, por el contrario, quizá sólo en apéndice del libro de texto de la primaria, lectura no recomendada para los defensores del capitalismo salvaje en su doctrina neoliberal pero, por el contrario, recomendable para los que quieren una 4T. Como decía el granjero: Pancha (la burra), tú no rebuznes y sigue dando vueltas al molino, si hay o no agua, ese es otro pedo.

Recesión o no, se acaba un año de esplendor para el peje, no para el todo social, pero sí para todos aquellos ciudadanos que consideran que se ha trabajado desde Palacio Nacional con la prudencia y sagacidad necesaria para devolverle al pueblo lo que es del pueblo y se asoma el Guadalupe-Reyes que habrá de ser colofón del periodo histórico más subyugante, después de la revolución de independencia, la reforma y la revolución que en términos de la neta es la 4T.

Pelos van y pelos vienen y el presidente no se despeina ante la adversidad, buen indicador de ánimo, pero no sustantivo para corregir los problemas de la Nación. Sólo Dios sabe qué le depara al destino a México y a Evo Morales.

Consultoría Política y contacto público: [email protected]

Autor: Carlos Barra Moulain

Carlos Barra Moulain es Dr. en Filosofía Política, su ciudad natal es Santiago de Chile, encuentra en el horizonte social su mejor encuentro con la historia y hace de las calles el espacio de interacción humana que le permite elevar su conciencia pensando que la conciencia nos ha sido legada por los otros.



ARCHIVADO EN:
, , ,