Algo huele a podrido en la UAEH

NO MÁS AVESTRUCES. El acoso sexual no se debe solapar en la UAEH ni en ninguna otra instancia, es imperativo que las autoridades no se hagan los que la virgen les habla.

En la obra “Hamlet”, para hablar de la decadencia y falta de valores de Dinamarca, uno de sus personajes usa la frase: “Algo huele a podrido en Dinamarca”, con lo que se habla de un Estado corrupto e ineficaz, que no tiene razón de ser porque ha perdido el rumbo y sólo atiende los intereses del poder por el poder.

Así en la UAEH, donde un día y otro se quema incienso de ser una maravilla por sus logros, pero en la práctica solapa, con la complicidad o irresponsabilidad de sus autoridades, casos de violencia sexual por parte de maestros y personal contra las universitarias, que mediante la organización “Movimiento UAEH sin acoso” denunciaron 25 casos entre agosto y noviembre de 2019. Sin embargo, no han tenido más que el desinterés de las autoridades de la casa de estudios, que se aventaron la puntada, en voz de su diputada cantante, Corina Martínez, de negar y minimizar el problema.

El asunto es serio y es urgente que, empezando por el rector Adolfo Pontigo y quien manda en la UAEH, tomen el asunto en serio y abandonen la actitud avestruz, en que escondiendo la cabeza piensan que ya resolvieron el problema.
Algo huele a podrido en la UAEH.



ARCHIVADO EN:
, , , ,



Right Menu Icon