Cordero islandés

Un matrimonio decide criar a un ovino como si fuera su hijo; lo sorprendente es cuando este comienza a mostrar rasgos humanos.

Uno de los estrenos más esperados en la Cineteca Nacional es Cordero, representante islandesa en los Óscar y el filme más taquillero de ese país a nivel mundial, ópera prima de Valdimar Johansson.

El guion del propio realizador y de Sigurjón Birgir Sigurosson es bastante sencillo: el matrimonio formado por María (Naomi Rapace) e Ingvar (Hilmir Snaer Guonasson) vive en una remota región islandesa, criando cabras y ovejas y cultivando sus campos; casi ni necesitan hablarse, pues se complementan en sus labores perfectamente. 

Poco a poco, nos iremos enterando de que los protagonistas perdieron a una pequeña hija y eso les impide ser felices; pero, atendiendo un difícil parto, consiguen salvar a Ada, una cría de oveja a la que comienzan a tratar como un ser humano y la alejan de su madre, cuantimás que el animal comienza a mostrar rasgos humanos.

La cosa comienza a complicarse cuando aparece Petar, el hermano de Ingvar (Bjorn Hylnur Haraldsson), al que le advierten que no se inmiscuya en “su nueva oportunidad de ser felices”.

Se trata de una de las cintas más originales del año, y que no en balde obtuvo el premio en el Festival de Cine Fantástico de Stiges; es un filme minimalista que explota perfectamente sus escasos recursos y marca el regreso de la gran actriz Naomi Rapace, la inolvidable chica del dragón tatuado, luego de su infructuosa incursión hollywoodense.

Lamb es, sin duda, uno de los filmes más originales que veremos en el 2022.   

Autor: Jorge Carrasco V.

Egresado de la Facultad de Ciencias Políticas de la UNAM. Periodista activo desde 1981 en diversos medios. Especialista en temas internacionales, deportes y espectáculos. Autor de biografías sobre Pedro Infante y Joaquín Pardavé de Editorial Tomo.


ARCHIVADO EN:
, , , , , , , , ,



Right Menu Icon