Caren Hamati y la rosa cósmica

UNA HISTORIA DE AMOR. Con su don, Caren le devolvió la paz a un ser devastado tras perder a su gran amor, y los reunió, por siempre y para siempre.

Amanece y el hechizo de la rosa cósmicaenvuelve las palabras de sabiduría de Caren, deidad antigua cuya fuerza de luz enamora a través de sus hechizos que han traído nuevos caminos y bendiciones para los seres extraviados y sin esperanza.

Les comparto una historia de amor que Caren construyó desde su guía espiritual con la ternura que el Tarot brinda a los que buscan el amor verdadero, aquel que vuelve libres a los de ojos puros.

Llovía y las lágrimas se confundían en su rostro de doncella; era hermosa y límpida, caminaba con paso firme para encontrarse con Antonio, quien cursaba el tercer año de Arquitectura y tenía que trabajar para pagar sus estudios. Antonio apresuró su caminar, la sonrisa en sus labios provenía del amor por la doncella; cruzó la calle y la vio, ella caminaba lentamente y con la cabeza agachada, Antonio se apresuró para abrazarla y besarla, pero antes de tenerla en sus brazos, la doncella se desvaneció en el aire.

Antonio se arrodilló, había caminado horas sin rumbo, de pronto las imágenes de su amada se agolpaban en su mente sin cesar; en realidad ella había muertopero lamelancolía confundía su mente, que constantemente la evocaba sin poder encontrar la paz.

En sus sueños aparecía la doncella, caminando en esa primavera donde habían compartido su amor, donde las gotas del rocío bañaban las rosas que se multiplicaban en los jardines, aquellas que Antonio había cortado para dedicarle el primer poema que los había unido para toda la eternidad. Antonio despertaba con lágrimas de plena amargura, sabía que la había perdido y, con ella, su vida.

Una mañana, frustrado y sin esperanza, Antonio deambuló por las frías calles de un invierno; la ciudad era de hielo, sus manos entumidas recogieron del suelo una rosa, levantó su mirada y vio los ojos enigmáticos de Caren, entonces ella le dijo: “Tu peregrinar debe terminar, tus lágrimas me han llamado para sanar tu dolor, tu doncella me habla y desde el firmamento de los espíritus blancos me ha dicho que debes continuar tu vida”. Antonio supo que Caren entendía su dolor y preguntó: “Sabia señora, ¿qué debo hacer?”, Caren lo miró fijamente, abrió un portal de luz y le contestó con la mente: “Sigue al sol al atardecer y tus pasos te llevarán a mi morada”.

Esa tarde Antonio siguió la última luz del sol, llegó a la morada de Caren y cuando se abrió la puerta percibió un jardín lleno de luz, perfumado y lleno de rosas. Caren lo hizo pasar y ambos se sentaron en el jardín, ella puso en sus manos una rosa roja, atrajo con su mente un halo de luz y entonces apareció en espíritu la doncella, miró a Antonio y dijo: “Nuestro amor es eterno, ya has sufrido demasiado y como te resistes al olvido, un portal debes abrir”.

En ese ingreso del espíritu de la doncella, el portal fue abierto por Caren. Una luz intensa cegó a Caren por un instante; cuando pudo ver, Antonio caminaba hacia la luz donde le entregó la rosa cósmica a la doncella, quien lo tomó de la mano y cerró el portal.

Hoy, si miras hacia el cielo, hay dos nuevas estrellas unidas por una rosa: son la doncella y Antonio que se unieron por el hechizo de la rosa cósmica que Caren les obsequió.

Citas de terapia espiritual con Caren Hamati: 5535660607

Autor: Carlos Barra Moulain

Carlos Barra Moulain es Dr. en Filosofía Política, su ciudad natal es Santiago de Chile, encuentra en el horizonte social su mejor encuentro con la historia y hace de las calles el espacio de interacción humana que le permite elevar su conciencia pensando que la conciencia nos ha sido legada por los otros.



ARCHIVADO EN:
, , , ,



Right Menu Icon