De Mistral a Ernaux

Si bien México se ve rebasado por otros países en mentes expertas en ciencias duras, aún existe la esperanza por contender por el Premio Nobel de Literatura.

Los científicos siempre esperamos el Premio Nobel como el reconocimiento al intelecto que nos maravilla como humanidad.

Alfred Nobel, que incursionó como científico en el desarrollo de la Química en diversas aplicaciones, pero a quien sin duda se le recuerda por haber desarrollado el TNT, de gran utilidad para la minería (que sería destinado a fines militares y desde luego bélicos), legó al mundo la creación del Premio Nobel, que se entrega para celebrar el desarrollo científico y cultural en bien de la humanidad.

La escritora francesa Annie Ernaux, de 82 años de edad y la primera mujer en Francia en ganar el Nobel de Literatura, ha reconocido en Albert Camus el camino cierto de la reflexión literaria que engrandece el alma de los pueblos, abriendo caminos hacia la inteligencia social, que encuentra en la palabra escrita los argumentos para recrear y repensar la realidad social.

Ernaux también reconoció el camino que otras mujeres literatas han creado para construir las imágenes sociales que hacen de la palabra escrita la puerta a la libertad de las ideas, como lo hizo Gabriela Mistral, escritora chilena que le cantó a los niños y que también fue galardonada con el Nobel de Literatura y que, en su estadía en México, inauguró una escuela en El Chico, Hidalgo, como gesto de amor a esa niñez que nos alienta en el amor infinito de la humanidad.

Es hermoso pensar a la Literatura desde las letras de una mujer como Annie Ernaux, que ha encontrado el camino cierto de la imaginación que profundiza el conocimiento de la sociedad, el mismo que permite hallar nuevas alternativas de vida en la palabra escrita para recomenzar la vida en lo cotidiano.

El Nobel de Literatura es especial, es la puerta infinita que permite imaginar con la palabra y recrear la realidad; es el corazón y alma de la búsqueda de la verdad infinita.

Lamentablemente en América Latina, donde nuestras lumbreras en ciencias duras hacen maravillas en investigación, difícilmente ganamos el Nobel contra el desarrollo de los científicos norteamericanos y europeos; sin embargo, en Literatura mostramos al hombre cósmico, lo mismo con Neruda y Mistral que con García Márquez, Vargas Llosa y el infinito Octavio Paz.

 

Consultoría política: [email protected]. Suscríbete a mi canal de YouTube: “Ciudadanía de Kristal”.

 

Avatar photo

Por: Carlos Barra Moulain

Carlos Barra Moulain es Dr. en Filosofía Política, su ciudad natal es Santiago de Chile, encuentra en el horizonte social su mejor encuentro con la historia y hace de las calles el espacio de interacción humana que le permite elevar su conciencia pensando que la conciencia nos ha sido legada por los otros.


ARCHIVADO EN:
, , , , , , , , , , ,