Reitera Salud Hidalgo: hospitales no son “elefantes blancos”

El titular de Salud Hidalgo, señaló que los hospitales que fueron terminados en 2019 están bajo el control del Insabi y que es esa institución quien debe decidir si los sigue operando o da dinero al estado para hacerlo.

Alejandro Efraín Benítez Herrera, titular de la Secretaría de Salud de Hidalgo (SSH), reiteró que los tres hospitales que estaban inconclusos al inicio del mandato del gobernador Omar Fayad Meneses no son “elefantes blancos”, ya que recordó fueron terminados a mediados de 2019 e incluso ya estaba programada la apertura de uno con todo y personal asignado.

Lo anterior, luego de que el periodista Adalberto Peralta en su noticiario “Al Aire” le recordara los comentarios vertidos al respecto en su comparecencia del viernes ante el Congreso y a los que el entrevistado añadió que en 2020 ocurrió la pandemia del coronavirus (Covid-19) y el Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi) autorizó disponer del personal mencionado arriba al llamado hospital inflable de Pachuca.

Posteriormente, la dependencia federal junto a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) signaron un convenio estatal para poder disponer de los inmuebles supuestamente inclusos: Huichapan, Zimapán y Metztitlán, además del materno infantil de Pachuca, para dar atención a contagiados; sin embargo, aunque la crisis ya bajó, Hidalgo aún no tiene control del trío de nosocomios señalados por asambleístas.

“No se puede hablar de ‘elefantes blancos’ porque en su momento esos hospitales jugaron un papel importante para contener la pandemia en el estado; fuimos uno de los pocos estados en la República que no claudicó ante las oleadas. Hubo suficientes camas y no hubo un hidalguense que se quedara sin cama para ser atendido como ocurrió en otras entidades”, expresó Benítez Herrera a la radio audiencia.

 

Que Insabi diga si los operará o dé dinero

Respecto a la operatividad de los tres complejos clínicos mencionados arriba y si desde lo local se está en posibilidades de poder cumplir con ello, el encargado de los Servicios de Salud en la entidad expresó que actualmente no se dispone del dinero y ante ello debe pedirse una ampliación financiera, ya que recordó que en el Presupuesto de Egresos (PE) 2022 no fue contemplado el rubro.

En ese sentido, explicó que solo el hospital de Metztitlán costaría 88 millones de pesos anuales, y los tres en total, junto al materno-infantil, representarían un gasto en igual periodo de 188 millones, “sí se necesita (el dinero)”, dijo, al considerar que debería hablarse con el director del instituto de salud, Juan Antonio Ferrer Aguilar, y decirle que si los operará que de una vez lo haga.

Pero de lo contrario, Benítez Herrera apuntó para Adalberto Peralta que la dependencia federal tiene que proporcionar las plazas especiales para poder aperturar, así como el recurso para el funcionamiento normal que implican dichos inmuebles. Asimismo, el entrevistador inquirió sobre el tema del personal médico que ha acusado despidos injustificados.

Ante ello, reviró que cuando empezaron a operar Huichapan, Zimapán y Metztitlán más el materno-infantil les fue autorizado un número de plazas temporales para atender a los pacientes, pero cuando los contagios bajaron y cerraron los nosocomios los trabajadores fueron dados de baja con la promesa de volverlos a tomar en cuenta, por lo que el tema, dijo Benítez Herrera, no compete a SSH.

 

Centro de Birmex pondrá a Hidalgo como referente

Finalmente, al saber su opinión del procedimiento que hiciera ayer Fayad Meneses para que a Hidalgo llegue una planta de fabricación de vacunas generales para autoconsumo nacional, el secretario de Salud dijo que ya era algo contemplado por el mandatario y consideró que sin duda fue una gran firma de convenio y gran cosa que posicionará a la entidad como punta de lanza en materia de biotecnología.


ARCHIVADO EN:
, , , , , , , , , , , , ,



Right Menu Icon