Tenis de altura

Aunque no sean fanáticos del tenis, apúrense a ver “Borg McEnroe”, pues se trata de un buen filme del danés Janus Metz, director de “Armadillo”.

Para quienes no lo conozcan, el sueco Björn Borg fue el tenista número uno del mundo a fines de los setenta, pero su reinado era amenazado por el niño terrible norteamericano: John McEnroe, famoso por sus berrinches en la cancha.

La acción transcurre en 1980: Borg (Sverrir Gudnasson) es considerado una gélida máquina invencible que ha ganado cuatro veces el título en Wimbledon, pero para refrendarlo deberá derrotar a McEnroe (Shia Labeouf).

El buen guión de Ronnie Sandahl muestra los orígenes de los personajes y de los difíciles inicios de Borg, con su duro entrenador Lennart Bergelin (Stellan Skarsgard).

El filme será más disfrutable si no se conoce el desenlace del enfrentamiento, además de que los fanáticos del deporte blanco estarán de plácemes, pues desde “Wimbledon, amor en juego”, no se había filmado una cinta tan bien hecha sobre este deporte.

Avatar photo

Por: Jorge Carrasco V.

Egresado de la Facultad de Ciencias Políticas de la UNAM. Periodista activo desde 1981 en diversos medios. Especialista en temas internacionales, deportes y espectáculos. Autor de biografías sobre Pedro Infante y Joaquín Pardavé de Editorial Tomo.


ARCHIVADO EN: