Un año más de nuestro amado Hidalgo

El lunes 16 de enero celebramos los 154 años de la erección del estado de Hidalgo, al tiempo que el gobierno de Julio Menchaca cumplió sus primeros cuatro meses de gestión, tarea que le ha valido opiniones de todo tipo, desde los que quieren ver cada acción o decisión como algo extraordinariamente positivo, hasta quienes no reconocen motivo alguno para aplaudir a la primera administración estatal surgida de un partido que no es el PRI.

Por lo que a la historia de nuestra entidad corresponde, hay que recordar que el hoy territorio hidalguense era parte del Estado de México, que entonces era uno de los más extensos del país; correspondió al presidente Benito Juárez autorizar que la porción norte del Edomex se convirtiera en una nueva entidad.

A pesar de su ya más de siglo y medio de vida, Hidalgo es una de las entidades más jóvenes. Después de nosotros están Morelos, cuya creación data del mismo 1869; Nayarit, de 1917; Baja California, de 1952; Baja California Sur y Quintana Roo, de 1974. Como dato curioso hay que anotar que Miguel Hidalgo, el llamado Padre de la patria, no conoció la entidad que hoy lleva su nombre.

Para los estudiosos, Hidalgo es un rico muestrario de México, solo le falta disfrutar del mar; aquí se conjugan los tres principales climas que dominan nuestro país: el cálido, pues se han registrado temperaturas de hasta 44 grados, a la sombra, en Pisaflores; el templado, que también tiene lo suyo en calor, pero refresca el viento y la niebla que lo acompaña, y el clima frío, como aquella nevada que bañó a Pachuca en el ya lejano 1906.

En un ejercicio mental que parece interesante, si nosotros salimos de Hidalgo en línea recta hacia el este de nuestro planeta, es decir, por todo el paralelo 20° latitud norte, llegaríamos a los cañaverales de Cuba; después en África por Mauritania, Mali, Argelia, Nigeria, Libia y Sudán, a todo lo largo del gran desierto del Sahara, que nos haría recordar nuestro Valle del Mezquital. Y en ese viaje imaginario atravesamos el mar rojo hasta llegar a Asia en tierras de la India, para después conocer Tailandia, Laos, Vietnam y la parte sur de China y enfilar al Pacífico para descubrir las islas de Hawai y estar de regreso en nuestra bella entidad. Interesante, ¿no?

Hidalgo es por su territorio un estado pequeño, es el número 26 de los 32 en los que se divide nuestro México. Con sus 20 mil 813 kilómetros cuadrados es apenas el 1.06 por ciento del total de la superficie del país. Hidalgo tiene el doble de tamaño de Querétaro, su vecino, y es 20 veces más grande que la hoy CDMX. Si pudiéramos reunir los territorios de Tlaxcala, Morelos, Colima y Aguascalientes, llenarían apenas el nuestro.

Por el contrario, Hidalgo cabría más de 12 veces en lo que hoy es el territorio de Chihuahua; en el de Puebla cabemos dos veces; en el de San Luis, tres y cuatro en el de Veracruz. Cruzando en línea recta, 174 kilómetros separan a San Felipe Orizatlán de Emiliano Zapata. Un total de 160 kilómetros hay por los otros extremos, de Tenango a Huichapan. En sus colindancias, nuestros vecinos son San Luis Potosí, Veracruz, Puebla, Tlaxcala, Estado de México y Querétaro.

Hay mucho más que hablar de Hidalgo ahora que cumple 154 años de vida. La presidenta del Tribunal Superior de Justicia, Rebeca Aladro, aseguró en el evento oficial del aniversario que hoy hay plena comunicación entre los poderes. Mientras que Menchaca en sus redes sociales ofreció seguir trabajando “para llevar a Hidalgo a su máximo potencial”.

Breves.- Escribo estas líneas en el aniversario de nuestro estado y eso me lleva a recordar que hoy hace 23 años asumí el cargo político local más alto al que puede aspirar un ciudadano en cualquier municipio. En ese periodo pude hacer varias obras para Tula; otras más, de plano no. No había (y no hay) recursos que alcancen, pero creo que hicimos lo que se pudo y un poco más. Eso me llena de orgullo y de tranquilidad, porque desde entonces y hasta ahora, puedo caminar por las calles de Tula con amigos por todo el municipio y con la tranquilidad que da tener las manos limpias.

Por hoy es todo, nos leemos en la próxima entrega, pero… Entre nos.

Avatar photo

Por: José Guadalupe Rodríguez Cruz

*Egresado de la UNAM como licenciado en Derecho y Diplomado por el Instituto de Administración Pública de Querétaro y por la Universidad Iberoamericana en Políticas Públicas. *Regidor Municipal en Tula, Secretario Municipal de Tula, Diputado local en la LVII y LIX Legislaturas en el estado de Hidalgo y Presidente Municipal Constitucional de Tula 2000-2003. *Autor del libro “Desde el Congreso Hidalguense” y coautor del libro “Tula... su Historia” *Director y fundador del periódico bisemanario “Nueva Imagen de Hidalgo”, que desde 1988 se pública en Tula, Hgo.


ARCHIVADO EN:
, , , , , , ,