Fox: la historia del aborto político

Saber retirarse es tan importante como estar presente cuando un sujeto social está consciente del valor de su tránsito, máxime si se trata de la palestra política.

Si el Partido Acción Nacional (PAN) tiene un dolor de cabeza, ese es sin duda Vicente Fox, personaje que le ha costado capital político y más de alguna elección al blanquiazul.

Varios sectores de este instituto han manifestado su rechazo, en reiteradas ocasiones, a la figura de Vicente Fox, quien pese a llegar a la Presidencia de la República nunca pudo congeniar con las acciones y estrategias del que fuera su partido; cuestión que en el análisis político marcó no la defección de Fox al blanquiazul, sino el aborto político de su mater-partidum: Acción Nacional.

Pese a su “retiro político” y los códigos tácitos de la política en México, Vicente Fox ha seguido tratando de acaparar los reflectores sin generar un peso específico en el curso de los hechos en el país; sin embargo, se ha convertido en “La Llorona” que día con día y noche a noche no deja de propinar lamentos

En esta cortina de humo, Fox Quesada ha protagonizado tantos desencuentros políticos y tantas controversias efímeras que ha causado hilaridad no solo en la escena política, sino también en la sociedad, que mira la actuación del expresidente como el murmullo molesto del zancudo, cuya picadura no mata pero provoca un agudo escozor que a la postre se quita.

La película de los desencuentros de Vicente ha tomado, durante lo que va del sexenio, el matiz de hostigamiento político e inclusive personal contra López Obrador; no cesan las críticas que, lamentablemente, suelen no tener fundamento para generar validez y orientar o prescribir algún criterio significativo e interesante.

Los años son culeros y en ocasiones malos consejeros, pero saber retirarse es tan importante como estar presente cuando un sujeto social está consciente del valor de su tránsito, máxime si se trata de la palestra política.

José Mujica, quien fuera presidente del Uruguay y un personaje que ha cobrado una enorme notoriedad a nivel mundial por el peso de su ejemplo y talla de estadista, mesurado, atinado, discreto y comprometido con la humanidad, se ha retirado de la política por sentir que su lucha debe cesar para dar paso a la frescura de la combatividad de nuevas generaciones. Esta lección de sensatez política podría ser una gran utilidad para Vicente Fox por aquello de: “Te lo digo, Pedro, para que lo entiendas, Pablo”.

 

Consultoría política y lectura de Tarot: [email protected]

*Suscríbete a mi canal de YouTube: “Ciudadanía de Kristal”.

Autor: Carlos Barra Moulain

Carlos Barra Moulain es Dr. en Filosofía Política, su ciudad natal es Santiago de Chile, encuentra en el horizonte social su mejor encuentro con la historia y hace de las calles el espacio de interacción humana que le permite elevar su conciencia pensando que la conciencia nos ha sido legada por los otros.


ARCHIVADO EN:
, , , , , ,


TEXTOS RELACIONADOS:

SIGA LEYENDO:


Right Menu Icon