México: sin evolución política

Muy aparte de los “otros datos” que asegura tener el presidente, México no ha mostrado evidencia alguna de la tan prometida transformación.

Desde Thomas Kuhn, la evolución científica es apreciada como un entramado del cual el conocimiento debe “tirar” para que el espacio mental que empuja el avance científico exprese sus impactos en la sociedad. 

En este piso, la política como praxis de lo público y lo privado no suele dar los vuelcos de evolución como lo hace la ciencia, y en este caso la ciencia política, porque el conocimiento político es menos utilizado debido a los apetitos de la clase política; dicho conocimiento podría otorgar certidumbre a la edificación de las estructuras formales de la administración pública y asemeja a un pañal cagado, es decir, un proceso de las primeras etapas de desarrollo de la vida y sin control de la suciedad.

Como la política no es ciencia política, me referiré al peso atroz de la praxis política de los actores de su clase, los cuales, no importando el color de sus ideas, no han creado el trazo de concreción de la tarea pública para dar el salto cualitativo en la generación de oportunidades al tejido social, pero, sobre todo, a los sectores desposeídos de la población cuya pobreza y marginación es insultante para la “conciencia” social, sí es que todavía existe.

En términos estrictos -y sin dejar de lado el hecho de que el presidente tiene otros números- no hemos presenciado una evolución de la política burocrática y su anquilosamiento hacia la redefinición de las oportunidades sociales, ¿acaso los números de la pobreza son mejores hoy y se respira diferente?, o bien, ¿las cifras del combate a la delincuencia organizada son un lecho de rosas? Tendríamos que ser muy ingenuos para pensar que la evolución política y de la clase política es perceptible.

Lo de menos es salpicar mierda y esto lo hace cualquiera, pero la realidad social es tan aplastante e insufrible que no se pueden echar las campanas al vuelo. Pero ello no depende del esfuerzo de los ciudadanos que se parten la madre en el trabajo; todo parece indicar que la administración pública no hace su labor ni evoluciona para generar la transformación que desde hace décadas exige el país.

 

Consultoría política y lectura de Tarot: [email protected].

Suscríbete a mi canal de YouTube: “Ciudadanía de Kristal”.

Autor: Carlos Barra Moulain

Carlos Barra Moulain es Dr. en Filosofía Política, su ciudad natal es Santiago de Chile, encuentra en el horizonte social su mejor encuentro con la historia y hace de las calles el espacio de interacción humana que le permite elevar su conciencia pensando que la conciencia nos ha sido legada por los otros.


ARCHIVADO EN:
, , , , ,



Right Menu Icon