En menos de tres meses caen dos cabecillas delincuenciales de Hidalgo

Apenas ayer fue aprehendido Salvador Reséndiz Hernández, alias el Rex, en una colonia de la CDMX.

En menos de tres meses, es decir, 63 días, fueron capturados dos cabecillas delincuenciales de Hidalgo y quienes están relacionados con la extracción ilegal de combustible en ductos de Petróleos Mexicanos (Pemex), el primero de ellos fue Marín Cenobio Chávez, alias el Marino.

Sin embargo, su captura derivó tras un intento fallido de las autoridades y que dejó varios muertos y heridos en una fiesta en Cuautepec en la que se creía estaba pero que escapó; no obstante, el 23 de agosto finalmente fue aprehendido y puesto a disposición de las autoridades, por varios años fue un importante líder huachicolero en ese municipio.

Otra persona relacionada con esa misma actividad y también considerado como mandamás es Salvador Reséndiz Hernández, conocido como el Rex, quien apenas fue aprehendido ayer en una colonia de la CDMX por elementos de la Coordinación Nacional Antisecuestro (Conase) y de la Marina.

Además de Hidalgo, al cabecilla se le atribuyen delitos en Querétaro como delincuencia organizada y narcomenudeo; asimismo, fue identificado como presunto líder de los Hades, un grupo criminal dedicado al robo de combustible y afín al cártel Jalisco nueva generación (CJNG).

 

De objetivos delincuenciales, han sido capturados cuatro

Por otra parte, de los principales objetivos criminales responsables de delitos como extracción ilícita de combustible, tráfico de drogas, secuestro, asalto y otros que diera a conocer el gobernador Omar Fayad Meneses en junio de 2020, solo han sido capturados cuatro.

El primero de ellos el diputado desaforado, Cipriano Charrez Pedraza, el 20 de septiembre de 2019, aunque en ese entonces no había sido fijado como un blanco principal de captura, sino que fue arrestado por el presunto homicidio de un joven mientras el político conducía en estado de ebriedad y a exceso de velocidad.

Otro más fue Óscar Paredes Valera, alías el América, quien era buscado por secuestro, asalto, narcomenudeo y huachicoleo con operaciones principalmente en Actopan; su captura ocurrió luego de casi cinco meses del anuncio de los objetivos delincuenciales: el 24 de octubre de dicho año.

Posteriormente ocurrió el arresto de Héctor Eduardo Hernández López, líder del grupo delictivo los Pepes o los Jokers con presencia en la zona centro de Hidalgo, pero que fue reubicado en un penal por venta de droga en Pachuca. Un caso “especial” es el del alcalde de Zimapán, Erick Marte Rivera Villanueva.

Además de vinculado en los objetivos con huachicoleo, tráfico de drogas y relación con el grupo delictivo los Hades, seguía un proceso por violencia política de género y por el cual había sido citado a audiencia el 9 de marzo del presente, sin embargo, fingió un malestar y al ser trasladado a un hospital se dio a la fuga.

 

Objetivos que faltan por capturar

Del lado contrario, faltan por aprehender más de la mitad de los objetivos criminales que expusiera el mandatario estatal, como Pascual Charrez Pedraza, exalcalde de Ixmiquilpan, presumiblemente relacionado también robo de combustible, tráfico de drogas y relación con los Hades.

Así como Ángel Montoya Ramírez por narcomenudeo con presencia en Zimapán, de quien el 6 de junio de 2020 trascendió su supuesta captura pero no fue confirmada por las autoridades; Orlando Medina Velázquez, alías el Fénix, es señalado por venta de narcóticos en Zimapán e integrante de los Hades.

Mientras que Jesús Ángel Sierra Cerón, conocido como Comandante, también fue identificado con el crimen de tráfico de estupefacientes al centro del estado y Huejutla; Héctor Armando Cardona Velazco, alías el Locutor, también fue catalogado con los mismos ilícitos e igual región central y Tulancingo.

De Cuautepec y por huachicoleo son buscados como objetivos Gabriel Rodríguez Hernández y Emilio Campillo Batalla, alías la Marrana; por su parte, Héctor Arturo Olivo Karapia igualmente es señalado de extracción de hidrocarburo en Tlahuelilpan, donde en enero de 2020 ocurriera una explosión de ducto.

Finalmente destacan José Luis Estrada Martínez, alías el Gordo o Chita, quien en junio de 2020 el gobierno de Hidalgo catalogó como perpetrador de secuestro, asalto, narcomenudeo y huachicoleo con presencia en Mixquiahuala; así como Heriberto Contreras Rudiño, alías Jefe de jefes, por los mismos hechos.


ARCHIVADO EN:
, , , , , , , , , , ,



Right Menu Icon