NADIE SABE, NADIE SUPO. Deudas y dudas, reporta Olaf Hernández en Cultura

Olaf Hernández, secretario de Cultura.

Genoveva Martínez

Olaf Hernández Sánchez se sumó a los funcionarios estatales que comparecieron ante los legisladores locales, donde dos temas fueron los principales: los adeudos de la ahora Secretaría de Cultura y las dudas con respecto a los despidos denunciados en medios de comunicación y redes sociales por extrabajadores durante la semana pasada.

Sobre el primer tópico, el secretario detalló que el entonces Consejo Estatal para la Cultura y las Artes de Hidalgo (Cecultah) adeudó más de 11 millones de pesos desde 2012 hasta 2016, por omitir el pago hacia la Secretaría de Cultura federal para la implementación de programas; detalló que ya han sido subsanados casi 5 millones.

“Simplemente no se administraron los recursos, al arranque de la actual administración reconocimos los recursos, y en la medida, nos ayudó a recomponerlo”, explicó.

Al parecer, fue durante la administración de Francisco Olvera cuando se incumplió con la entrega de recursos a programas sustanciales, como el Programa de Apoyo a las Culturales Municipales Comunitarias (PACMyC).

En tema de dinero, también le fue cuestionado a Hernández el faltante de casi 12 millones de riesgos, pues de acuerdo con el desglose de recursos ejercidos durante 2017, de los 68 millones de pesos etiquetados para la secretaría, 49 millones refieren a la nómina y 7 para la operación.

¿DESPIDOS?, ¿CUÁLES?

Durante la comparecencia, Olaf Hernández fue cuestionado sobre los presuntos despidos ocurridos en las últimas semanas, al menos 20 personas denunciaron públicamente tal situación, incluso comentaron que durante tres meses no percibieron salarios.
Sobre ello, Hernández Sánchez negó rotundamente ese problema y argumentó que reubicaron a algunos empleados, además de que otros dejaron de prestar servicios debido a una mejor oferta laboral.

Pese comunicado a los medios y público en general que emitió uno de los afectados, donde se detallaron diversas inconsistencias, la falta de 3 meses de salario como la más importante, el funcionario enfatizó: “Me extrañan un poco los datos, he comentado que no son despidos, sino una reasignación de servicios profesionales porque dos personas dejaron de realizar actividades por más de 15 días; sí ha habido movilidad, personas que encuentras mejores ofertas de trabajo, pero despidos como tal, ninguno”.

“Hay proyectos en donde se contratan servicios profesionales, en algún momento por algunas circunstancias, ahí esos recursos tienen que ver con el subsidio que no están disponibles”, agregó.

ECHEN MÁS DINERO, POR FAVOR

Finalmente, el secretario de Cultura pidió a los diputados que en la discusión del presupuesto de egresos para 2018 contemplen un incremento en el rubro, pues aparentemente a escala federal sufrirá una reducción importante para atender las contingencias de septiembre pasado.







Right Menu Icon